La lluvia en Sevilla no es ninguna maravilla


 

La diferencia entre Andalucía e Inglaterra es, por ejemplo, que allí puede llover durante semanas y no se desbordan los ríos, no se inundan las mismas ciudades cada diez meses y si crean algún organismo para regular desembalses, limpiar cauces y prevenir avenidas, sirve para algo, no como aquí, que no sirve para nada.

En febrero y en diciembre del mismo año ha bastado con que llueva algo más de cien litros por metro cuadrado para que algunas ciudades, decenas de pueblos, miles de ciudadanos, vean sus casas cubiertas por el agua de dos ríos, que aunque son milenarios, nunca hemos aprendido a convivir con ellos.

Los ciudadanos, con el agua por las rodillas y la economía por el cuello, desconfían de la triple A (Agencia Andaluza del Agua)  que es, simplemente, igual de ineficaz que otros organismos antecesores.  Es decir, que no sirve para nada, que basta con que llueva tres días seguidos para que el agua y el barro cubran el treinta por ciento del casco urbano de Écija, que se inunden todos los naranjales de Palma y toda la Vega del Guadalquivir.

También desconfían de la seguridad de las presas de Iznajar y Cordobilla, que es lo mismo que hacen sus técnicos responsables, porque en cuanto el agua sube del sesenta por ciento del nivel embalsado, se “acongojan” y sueltan el agua, se lleve lo que se lleve. Vidas, haciendas o economías.

Y algunos andaluces, sin perder un ápice nuestro afán de autogobierno y nuestras señas de identidad,  nos preguntamos: ¿Para que queremos un Gobierno Andaluz, una costosa Junta Autonómica, que no ahora, sino nunca, está a la altura de los acontecimientos. Siempre desbordados (nunca mejor empleada la frase) y siempre con unos estériles y ombliguistas debates. ¿Reforma agraria? ¿Qué dice usted? Aquí somos muy modernos y nos conformamos con una televisión pública que es de vergüenza ajena, zarzuelera, folclórica e instalada en el tópico y la pandereta, que nos cuesta una millonada cada año y que centra en Sevilla el setenta por ciento de sus informaciones. Con unas prácticas de gobierno donde predomina el voto subsidiado, la menor distancia a la Andalucía de los caciques, y un presidente autonómico, nacido en Madrid, y con un ridículo acento castellano en su habla y en su discurso.

Una Andalucía azotada por el paro y la desindustrialización, con una lacerante renta per cápita, y que siempre vota a “los mismos”, porque los “otros” son aun peores.

Si el cambio climático sigue dándonos inviernos igual de lluviosos que los dos últimos, hasta los agnósticos vamos que tener que poner velas a nuestros cientos de “virgencitas”. Porque, ¿no vamos a confiar en la triple A?  Y menos en la Junta.

Anuncios

Acerca de lucasleonsimon

Nací en Córdoba en agosto de 1947 en el seno de una familia republicana, represaliada por el franquismo. A los catorce años comencé a trabajar en la empresa Cenemesa, más tarde Westinghouse y más tarde ABB. Me inicié en el sindicalismo y la política clandestina, al mismo tiempo. Fui concejal del Ayuntamiento de Córdoba entre 1983 y 1987, en el gobierno de Julio Anguita. Desde 1985 he ejercido el periodismo de opinión en medios como Diario 16, Nuevo Diario de Córdoba, La Tribuna, La Información, Diario de Andalucia y Agencia Efe.
Esta entrada fue publicada en Uncategorized y etiquetada . Guarda el enlace permanente.

4 respuestas a La lluvia en Sevilla no es ninguna maravilla

  1. Ellos.
    Ellos ni saben historia, ni tienen conocimientos técnicos.
    Hace pocos días han eliminado el IARA, creado por ellos. No se habían enterado que la reforma agraria, ya estaba hecha por el que hacía los pantanos.
    Sueltan el agua, a destiempo, porque se creen que las presas son como la de Tous, que la hicieron ellos, de arena, ( ¿para trincar mas? ), ahorrándose el cemento, pero que tienen el inconveniente de que si el agua les pasa por encima se lamina la presa, etcétera, que es lo que le pasó. A las de hormigón no les pasa eso.
    No es justo que digas que los otros son peores. Que no son buenos, pues bien, pero peores es imposible. Tenían un plan hidrológico, y ellos lo eliminaron.
    Me acuerdo cuando era pequeño, que hubo una crecida en el Guadalquivir, y el agua casi tapaba los ojos del único puente que había por aquellas fechas, y estuvo en peligro el Campo de la Verdad. Hicieron el muro que ahora hay, etcétera.
    Te acuerdas cuando ellos preconizaban la sustitución de las centrales nucleares por las térmicas de carbón. Pues ahora parece ser que no llevaban razón, el CO2 es malísimo.
    No se construyeron en Almonte, ni en otros sitios. Se desmontó Lemoniz, y el coste lo pagamos tu y yo en el recibo de la luz, y otros muchos.
    Ellos son incompetentes.
    El IARA significa Instituto Andaluz para la Reforma Agraria. Te lo digo porque el otro día venía una noticia sobre la actitud de la C.E.E, sobre cierto asunto, y no le veía la relación, porque la C.E.E, era para mi la Comunidad Económica Europea, y ahora es la Conferencia Episcopal Española.
    La caverna es un sitio cultural de mucha categoría, ellos nunca podrán entrar en la caverna.
    Saludos cordiales.

    • Me he perdido un poco con lo “ellos” . La presa de Tous se derrumbó el 20 de octubre de 1982 y “ellos” ganaron las primeras elecciones unos días despues. Ahí no les dió tiempo a “trincar”.
      De lo que si han huído como de la peste es de la Reforma Agraria. Crearon en el IARA en 1984 y ahora. con efectos del 31 de diciembre, va a desaparecer sin haber movido una fanega. ¡Que decir de una finca de la duquesa de Alba, for example!

      Esta gente -y no hace falta estar en la “caverna” para saberlo y decirlo- son de los que se creen sus propias mentiras. Dicen que Escuredo tuvo que dimitir por que intentó “hacer algo” en este aspecto y no estaban dispuestos a hacer/tolerar nada mas allá de la simple propaganda electorera.

      Los “otros” -se acaba de conocer su vinculación andaluza con la Güertel- son de la misma madera, si es que no son dos versiones de la misma cuña. Tienen cara de no haberse bajado aún del caballo y además “trincan” a troche y moche.

      Me encanta saber de tu carverna.

      Saludos cordiales.

  2. El Cambio Climático se va notando.
    Las predicciones del IPCC lluvias más intensas menios distribuidas en el tiempo, episodios torrenciales.
    Más energía en la atmósfera implica más evaporación.

  3. Demócrata dijo:

    Hay un problema añadido, cual es, que se edifica en zonas donde hace milenios no construía nada, los listillos van robando a los causes su terreno natural. Este asunto lo saben todas las administraciones y partidos políticos y callan. ¿Por qué?, ¿será por la perdida de votos?.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s