El zapatero de la reina Ángela


Una de las características de los siete largos años del gobierno de José Luis Rodríguez Zapatero ha sido comprobar la instalación de la gilipollez como una categoría en las altas esferas de nuestra clase dirigente.

Una alta cota de esta deformación mórbida del intelecto han sido las declaraciones del propio interfecto en las que se ufanaba que la canciller alemana, Ángela Merkel, le felicitara por las medidas que su gobierno estaba tomando en nuestro país. No sabemos cuáles de ellas, pero nos las podemos imaginar.

Es decir, que romper el consenso constitucional del que tanto hemos alardeado, frenar cualquier ilusoria reconstrucción del mal llamado “estado de bienestar”, abandonar cualquier atisbo de ideología de izquierdas que pudiera estar atomizada en los restos de su actual praxis neoliberal, ponerse en frente de los sindicatos y de los movimientos sociales del país, defraudar cualquier proximidad al programa electoral por el que fue elegido, todo, todo, no tiene importancia alguna, si se recibe la felicitación de la “reina Ángela”.

Mandan huevos los gobernantes de este país y los dirigentes del PSOE. Con un lenguaje inveraz e impenetrable, con unas claves de permanente engaño a la ciudadanía, hacen desistir de cualquier fe en la política. O por lo menos en la suya.

“Yo no mandé mis barcos a luchar contra los elementos” dijo Felipe II. El iluso electorado español no eligió a un presidente para que le zurza los zapatos a una reina extranjera. La odiosa molécula socialdemócrata ha quedado en estado puro. El mundo no se ha acabado, pero el gobierno socialista, sí. La identidad de sus propuestas, sea la que sea ha quedado totalmente al descubierto. Da grima ver a los socialistas catalanes oponerse a los recortes de los convergentes y votar en el congreso, como una piña, por una reforma constitucional que las consagra. Esta es la precaria verdad. No tienen ideología, tienen, y viven, de intereses.

En esta ignominia, en este caldo de cultivo, la gilipollez ha resultado un valor. Este es su extremo efecto: los que vengan, lo harán peor.

Anuncios

Acerca de lucasleonsimon

Nací en Córdoba en agosto de 1947 en el seno de una familia republicana, represaliada por el franquismo. A los catorce años comencé a trabajar en la empresa Cenemesa, más tarde Westinghouse y más tarde ABB. Me inicié en el sindicalismo y la política clandestina, al mismo tiempo. Fui concejal del Ayuntamiento de Córdoba entre 1983 y 1987, en el gobierno de Julio Anguita. Desde 1985 he ejercido el periodismo de opinión en medios como Diario 16, Nuevo Diario de Córdoba, La Tribuna, La Información, Diario de Andalucia y Agencia Efe.
Esta entrada fue publicada en Uncategorized y etiquetada . Guarda el enlace permanente.

11 respuestas a El zapatero de la reina Ángela

  1. es lo que hay asi nos va con el lameculos de zapatero jodiendonos ahora y dejando las bases para que nos termine de joder el pp

  2. antonio dijo:

    Totalmente de acuerdo contigo, hace tiempo que me pregunto que ¿de que le ha servido a este pais el ingreso en la UE? antes la referencia era EE.UU, que tambien manda huevos la cosa, pero muchos pensarón que ibamos a ser determinantes en la UE, que ibamos a tener mucho peso en las decisiones comunitarias .El tiempo y ZP nos han puesto en nuestro sitio. Estaba y sigue estando claro que nuestra economia(y la de muchos otros paises de la UE )esta a demasiada distancia de los grandes de Europa y claro asi nos miran por encima del hombro. Nos hemos convertido en vasallos. Pero lo de arrastrarse ante la soberana Merkel como ha hecho el tontoloscojones de ZP es ya lo ultimo que podia hacer en su entierro político. Llevas razón, la gilipollez ha resultado un valor en el caso de ZP y su gobierno.

    • raromerol dijo:

      Pues has tardado tiempo en darte cuenta. Nada más que había que haber seguido las negociaciones de ingreso en la Comunidad Económica Europea, cómo Felipe González fue tirando exigencias por la borda, para comprender que, en tales condiciones, no sólo no merecía la pena entrar en ella, sino que era negativo, era entregarle el país a los alemanes, como en tiempos de Franco con Hitler. Y aún después hemos empeorado más, como cuando Felipe González aprobó, con todos los demás lacayos, que sólo tuviesen derecho de inspección y cobro de impuestos directos los países fabricantes y sedes sociales de las empresas exportadoras (o sea, mayormente, Alemania) y que los demás debíamos conformarnos observando cómo se llevaban los impuestos y puestos de trabajo a Alemania. Y ahora la gente se sorprende porque en los países periféricos haya deficiencia, en latín “deficit”, y desempleo, y en Alemania exceso, en latín “superavit”, y puestos de trabajo, aunque no el Alemania Oriental, donde ¡después de 20 años! no han sido capaces de igualar los niveles de empleo que tenía la antigua República Democrática Alemana, con su denostada economía planificada y empresas pública. Y los ignorantes de todo aún se permiten dar lecciones diciendo que Alemania va “tan bien” porque allí gobierna la derecha radical.

      Y aún empeoramos más cuando los últimos Gobiernos (como con el 4º Libro, el más “interesante” del Tratado anticonstitucional Europedo, el de 400 artículos, sobre el que no se hizo ninguna propaganda en el referendo, sino que los “juristas” y “economista” Del Río de la jei Macarena ¡ahum! como arreando cerdos, y el convicto Farruquito sólo se centraron en los 20 de la Carta de Derechos Sociales, impudesta por los sindicatos y eliminada por el Tratado de Lisboa, porque decían que por culpa de ellos, los únicos sobre los que se hizo propaganda, habían votado en contra Irlanda y Holanda, y debe ser verdad, porque, eliminado éstos, Holanda aceptó el nuevo Tratado sin otro referendo, sin expulsar del Gobierno a ambos Partidos mayoritarios que lo apoyaron, y en Irlando votaron a favor en otro referendo ¡incomprensible!) aceptaron que nos castigasen, como niños malos, con sanciones económicas, a los más países más pobres (no se atreverán a hacerlo a los ricos) con cargo a los impuestos que pagamos los pobres, los que no tenemos a quién repercutirlos ni recargarlos en los productos que vendemos.

  3. En lo que debería seguir a la “Reina Angela” es en el cierre de las nucleares y en la promoción de las energías renovables.

  4. Carmen dijo:

    Y ademas según Felipe Gonzalez (menudo pájaro, tambien) ha dicho hoy en la Ser que la tal señora alemana está equivocada en lo que hace y si no rectifica nos vamos todos al garete de cualquier forma, se haga lo que se haga. No hay mas remedio que montarla, todos todos a la calle y no solo España sino el mudo entero. ¡Que dificil es unirnos todos, cuando despertaremos, no podrian hacer nada los susodichos que son muchos.

    • raromerol dijo:

      Pues en eso el Felipito Catapún tiene razón: Angela Merkel se ha cargado la Unión Europea (ya habían empezado los que iniciaron anteponiendo su “competitividad” por delante de la solidaridad y espíritu de convergencia) con su negativa a dar garantías a una moneda única. Así resulta que, al final, Alemania ha debido pagar más y sin conseguir frenar la especulación que se hubiese apostado desde el principio por mantener el mercado europeo común y su divisa. El rsultado será que, tras obligar a robar, incautar, sin indemnización ni expediente expropiatorio, los derechos, rentas y patrimonio de los trabajadores (de los ricos no, no sea que se asusten) al final tendremos que abandonar la moneda única y la Unión Europea, con nuestra economía, además de nuestros derechos, rentas y patrimonios, destruidos, y tendremos que construir otra Unión Europea sobre otras bases, más sociales, más cooperativas, más planificada, menos competitiva y con más intervención directa del Estado. Aunque no tengamos moneda única, que sólo es un corsé si los Gobiernos nacionales no pueden fijar los tipos de interés y la deficiencia, en latín “deficit”, presupuestaria pública.

  5. Carmen dijo:

    Se me ha olvidado comentar que el tal Felipe tambien ha dicho que se ha hecho muy pero que muy bien el dichoso cambio de la Constitución y que no se necesita un referendum, seria perder el tiempo y confundir mas a la sociedad, que la mayoria no entendemos lo conveniente de ello a largo plazo, eso si. Que vienen tiempos duros pero es el único camino, mas o menos es lo que ha
    dicho este espabilado de la vida.

    • raromerol dijo:

      El siguiente paso es decir, como decían Falange Española y las Juntas de Ofensiva Nacional-Sindicalistas y Franco, que la política es muy complicada, que los políticos no sirven para hacer política, que dejemos a los militares que hagan la política sacrificándose mucho por el bien de la Patria y así nos ahorraremos tener que molestarnos en votar.

  6. Beatriz Ruiz dijo:

    Claro Carmen, razón tienes… El tal Felipe asegura más o menos que somos tontos del culo e incapaces de entender cuando nos quieren joder del todo…

    Eso es lo que tú quisieras… Felipito… más no se te arreglará… seguro…

  7. raromerol dijo:

    La primera muestra de enorgullecimiento indebido fue del Felipito, cuando lo hizo porque Reagan(lo) lo felicitase por haber contravenido el pronóstico y recomendación de éste de que no hiciese el referendo de la permanencia en la Organización del Tratado del Atlántico Norte (mar que no toca las costas españolas) en el que se juraba que no habría en nuestro país, lo sobrevolasen o atracaran en nuestros puertos bombas de energía de desintegración atómica (lo que se ha incumplido continuamente, como ha demostrado Lapazverde, en inglés “Greenpeace”, reiteradamente, mediante medición radiactiva con contadores de iones tipo Geiger) y que nuestros soldados nunca iban a participar en guerras extranjeras (incumplido desde tiempos de Aznar y su sucesro, ya que hemos combatido contra las poblaciones de Yugoeslavia, Kosovo, Irak, Afgganistán, Haití, El Líbano, Libia ¿quién dá más?) ganando dicho referendo, gracias a los que no saben votar. Todo lo cual demuestra la calaña del tipejo y del PSOE, que actualmente dirige, en la sombra, y cuyo “candidatísimo” es seguidor suyo, tal vez impuesto por él, y de suobediencia.

  8. Durante los gobiernos de González, y desde las estructuras del Estado, se robó, se secuestró, se torturó, se asesinó y se institucionalizó la corrupción. Ahí están los Vera, los Barrionuevo, los Domínguez, los Roldán, los Corcuera o los Amedo, por no citar la lista extenuante de los responsables de Filesa, Malesa y Time Export, que se lo llevaron tan crudo como Correa y Cía. También entonces se premió con el generalato a Rodríguez Galindo, condenado enseguida a 71 años de prisión por secuestro y asesinato.
    Cualquier opinión de FG, comercial de las empresas nucleares y de Carlos Slim, ni la leo con sus antecedentes.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s