La salvación es una copa de moriles


ImagenSi yo fuera un político gallego buscaría la mayoría en la Xunta fotografiándome con un narco en un yate, haciendo asesora de “Políticas Transversales” a mi novia o amante o poniendo grifos de oro en un pazo recién comprado.

Pero no, yo he nacido en el Casco Histórico de Córdoba, y estoy condenado a pasar las siestas del verano cerca del botijo y el abanico. He aprendido que la verdad, y mucho menos, la salvación, no habitan en el cerebro de nadie.

De joven oí cantar, a la hora de las moscas, a “Onofre el Viejo”, esa sublimación del desdén quintaesenciado que es la soleá de Córdoba,  “que se me da a mi/que un pájaro en la alamea/ se pase de un árbol a otro”.

Por eso a mí no me ha dado ni frío ni calor cuando esta mañana he leído que María Dolores de Cospedal, a la sombra de una ciudad manchega, dice que “veo la luz del final de la crisis”. ¿Acaso la crisis huele a queso?

Cada jornada te ofrece la posibilidad de desdeñar al mundo y a sus intérpretes. Bárcenas, con su dedo tieso, comparte litera con otro recluso y Obama hace quinientos millones de escuchas de comunicaciones de los alemanes.

Y es lo que yo digo, que los limoneros están cuajados, y ayer, sin ir más lejos  también vi la luz. No sé si era la de final del túnel de la crisis o la de la luna menguante en la semioscuridad del cine de verano de la Fuenseca. Cine a la luz de las estrellas, dice la publicidad, cuando las damas de noche, las celindas y los jazmines te dan la hora de gloria a eso de la  media noche.

Sentado en la penumbra, veía el brillo de los ojos de los gatos callejeros, mientras una cerveza helada pasaba de mis labios a mi garganta, mientras el frío de los altramuces me helaba las yemas de los dedos.  Y en Génova nerviosos.

Si hubiera nacido gallego estaría tocando la gaita, y si fuera político o sobrecogido  estaría buscando túneles y luces. Pero he nacido en el Casco Viejo de Córdoba, y estoy, al mediodía, en la Plaza de Jerónimo Páez, al píe del Museo Arqueológico, y no quiero que me “salven”, ni me “rediman”, ni me “reconquisten” más, y le voy a pedir a Salva, el camarero,  un medio fresquito de moriles.

Y aquí paz y después gloria.

Acerca de lucasleonsimon

Naci en Córdoba en Agosto de 1947 en el seno de una familia republicana, represaliada por el franquismo. A los catorce años comence a trabajar en la empresa Cenemesa, mas tarde Westinghouse y mas tarde ABB. Me inicie en el sindicalismo y la política clandestina al mismo tiempo. Fui concejal del Ayuntamiento de Córdoba entre 1983 y 1987 en el gobierno de Julio Anguita. Desde 1985 he ejercido el periodismo de opinión en medios como Diario 16, Nuevo Diario de Córdoba, La Tribuna, La Información, Diario de Andalucia y Agencia Efe.
Esta entrada fue publicada en Uncategorized. Guarda el enlace permanente.

3 respuestas a La salvación es una copa de moriles

  1. wordusu dijo:

    Lo que la cigarra manchega, habita cigarral, ha dicho exactamente ha sido: “Sé que se ve la luz al final del túnel”
    No ha afirmado ser ella quien haya visto la luz, ni siquiera el túnel. ¿Qué luz, qué túnel? , viviendo como vive deslumbrada, ancha es Castilla.

  2. maría zurita mayo dijo:

    Yo tampoco necesito que nadie me salve.La señora Dolores y su panda,no se que luz verán,lo que si sé es que todos están con más niedo que verguenza,pensando cuando y donde va abrir la bocaza el del dedo tieso y eso les hacen ver luces,no al final del tunel, sino que flipan en colores pensando los que se les viene encima….Nada me gustaría más que verles a todos sentados en el banquillo de los acusados,yo que no bebo ese día lo haría con mucho gusto,brindaría con una copa de moriles fresquita,como la que se ve en tú reportaje.
    Muy bien Lucas,como siempre me ha gustado lo cre escribes….Un saludo.

  3. No es mala vida, además baratita. Esto es lo que nos vamos a llevar, ya que los sofocones se encargan estos pedazo de cabrones de darlos todos los días. Mucha salud y un fuerte abrazo

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s