Detesto


Rajoy en mani

Detesto a los que condenan el terrorismo nacionalista, sólo. Detesto a los que “duermen” sobre trescientos mil cadáveres enterrados en cunetas, y, “condenan el terrorismo”. Detesto a los que condenan “firmemente” el terrorismo” y todavía no han condenado (ni condenaran) los crímenes del régimen franquista. Detesto a los que no condenan el terrorismo económico, el de “Estado”,  el gubernamental y el de la fuerzas de represión. Detesto los que no condenan el terrorismo político que produce  miles de muertos  en forma de paro, hambre y desahucios. Detecto a la ley del embudo. Detesto a los terroristas, sociales.

Detesto a la Europa de los mercaderes. Detesto a los “mercados” de Europa. Detesto a la Merkel. Detesto a Barroso. Detesto a la Troika. Detesto al secreto bancario. Detesto a las cuentas en Suiza. Detesto al becerro de oro. Detesto a los becerros, europeos.

Detesto al euro y sus servidumbres. Detesto a los que nos ha traído el euro. Detesto a los bancos y a los banqueros. Detesto al dólar. Detesto al dólar y al euro. Detesto al capitalismo europeísta y norteamericano. Detesto al capitalismo, universal.

Detesto la corrupción. Detesto a los corruptos. Detesto a los políticos y jueces corruptos.  Detesto la hipocresía de los políticos que dicen combatir la corrupción y son sus beneficiarios.  Detesto la Justicia que no es Justicia sino defensa de lo robado por los corruptos. Detesto, sobre todo, la impunidad de los corruptos, impunes.

Detesto a los fascistas que se dicen “de centro”. Detesto a los fascistas que se dicen “patriotas”. Detesto a los fascistas con sotana. Detesto a los fascistas que “defienden la vida”, en el Valle de los Caídos. Detesto a los que penalizan el aborto y hacen leyes estrictas y retrógradas y sus parejas o ya han abortado o lo harán en Londres. Detesto a Rajoy. Detesto a Fraga. Detesto a Franco. Detesto a los fascistas. Detesto al PP.

Detesto las políticas impuestas por el “mercado”. Detesto el “tea party”. Detesto el neoliberalismo. Detesto a los ex presidentes de Gobierno en los Consejos de Administración. Detesto a los Consejos de Administración. Detesto a las compañías eléctricas. Detesto a las “puertas giratorias”, y a los que las usan. Detesto los bigotes de las Azores y a las chaquetas de pana. Detesto a Aznar y a Felipe González, a ambos y a sus políticas.

Detesto los recortes de derechos y a los que recortan. Detesto a los que privatizan. Detesto a los que hacen negocio con las privatizaciones. Detesto a los que nos roban derechos laborales- Detesto a los que congelan salarios y pensiones. Detesto a los que roban la educación y la sanidad. Detesto a los recortadores, ladrones.

Detesto a las mayorías absolutas, de cualquier signo. Detesto a las leyes electorales. Detesto a los que se benefician de las leyes electorales. Detesto a los demócratas “financiados”. Detecto a los que financian a los “demócratas”. Detesto las donaciones y los contratos de obras. Detesto las disciplinas de voto, directoras.

Detesto los parlamentos “disciplinados”. Detesto los menús parlamentarios a 3,5 euros y las borracheras subvencionadas.  Detesto el robo de la democracia en forma de mayorías financiadas y de voto disciplinados. Detesto todas las disciplinas, y a los disciplinantes.

Detesto la filosofía de la posesión  de objetos. Detesto los coches oficiales. Detesto el culto a la riqueza. Detesto la afición de los coches de lujo, el sexo comprado, la bebida exquisita, los yates, los chalets, las piscinas, los viajes oficiales, las moquetas de lujo. Detesto el lujo, lujuriantes.

Detesto a los juntaletras con un título de “periodista” colgado en el salón, en el ángulo oscuro. Detesto a los compradores de silencios. Detesto a los contadores de mentiras. Detesto a los formadores de opinión a gastos pagados. Detesto las tertulias oficiales. Detesto a los tertulianos impuestos por el oro.  Detesto a la caverna mediática. Detesto a los medios de la caverna, cavernícolas.  

Detesto a los “programas basura”. Detesto a la televisión basura. Detesto a la basura en forma de telediario oficial. Detesto a la mentira oficial en forma de telediario. Detesto a los telediarios. Detesto a los tricornios, al toro de Osborne y a Manolo el del Bombo. Detesto el “soy español, español, español…”, idiotas.

Detesto a las patrias de ida y vuelta. Detesto a los patriotas de ocasión. Detesto a los patriotas del coche oficial. Detesto a los patriotas, patrioteros.

No detesto un libro, una bandeja con frutas y una hamaca junto al mar.

 

Anuncios

Acerca de lucasleonsimon

Nací en Córdoba en agosto de 1947 en el seno de una familia republicana, represaliada por el franquismo. A los catorce años comencé a trabajar en la empresa Cenemesa, más tarde Westinghouse y más tarde ABB. Me inicié en el sindicalismo y la política clandestina, al mismo tiempo. Fui concejal del Ayuntamiento de Córdoba entre 1983 y 1987, en el gobierno de Julio Anguita. Desde 1985 he ejercido el periodismo de opinión en medios como Diario 16, Nuevo Diario de Córdoba, La Tribuna, La Información, Diario de Andalucia y Agencia Efe.
Esta entrada fue publicada en Uncategorized. Guarda el enlace permanente.

3 respuestas a Detesto

  1. Gaviota dijo:

    Pues detestamos las mismas cosas Lucas y amamos los libros que más podemos pedir?
    Un abrazo de domingo muy frío

  2. Racomu dijo:

    Me parece un canto en la desesperación y la impotencia que deja chocar contra el muro de la sordidez del gobierno de turno, pero me he acordado de tu excelente adaptación de la canción de Esproceda: https://lucasleonsimon.wordpress.com/2013/06/21/adaptacion-de-la-desesperacion-de-espronceda/ y por tanto, tu “Detesto” se ve que va más allá, por pedir en justicia que no quede.

    Pero Lucas, ya me conformaría que sólo se pusiera fin a la IMPUNIDAD con que los corruptos nos han estado robando y que se cumplan las condenas de todos siendo culpables, y sobre todo que se recuperase lo robado antes de proceder al indulto, debe ser el único país del mundo que pasando uno o dos años por la cárcel se olvidan de las cantidades sustraídas y por tanto sale muy barato robar cuando lo hace: Luis Roldán, Mario Conde, Díaz Ferrán, Antonio Miguel Méndez Pozo o todos los implicados en la trama Gurtel encamada en el PP que se ha repartido sobres y regalos, como bien ha explicado el extesorero e implicado Luis Barcenas, etc., etc., etc… Aquí solo cumplen penas los que roban para comer.

    La esperanza la hemos visto en el reciente ejemplo del Gamonal, Burgos: http://www.eldiario.es/escolar/pasando-Burgos_6_217738233.html, cuando la gente harta de los oídos sordos se sabe expresar en la calle.

    Lo del libro, bandeja y hamaca junto al mar. Yo también lo firmo y me recuerda a aquello de la tres pes: pareja, paseo y peseta: creo perteneciente, como decía Luis Buñuel al discreto encanto de la burguesía.

  3. maría dijo:

    Todo éso,lo detesto yo también y por encima de todos,detesto ,sin fisuras,al CLERO ENTERO,son los verdaderos culpables de lo que pasa en nuestra querida España..Todos esos que detestas,han sido educados,por los curas….Amo la amistad sincera,la risa,la esperanza,la justicia,la igualdada y la libertad..
    Lucas muy bueno tu ódio a toda esta gentuza,que nos están amargando la vida,yo también los detesto..
    Un salúdo,muy cariñoso.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s