Cuatro sonetos para un fin de año.


foto-del-ano

 

Soneto a quién yo me se

 

“Rosa, alcaldesa, muerte viva

en vivo traicionó a sus electores

llevándose el asiento con clamores

se fue al PSOE sin pagar el IVA.

 

Sillón inmortal. El cargo inerte,

ni conoce fidelidad ni la evita.

Corazón interior no necesita

solo sentar su higo en plena suerte.

 

Pero yo te sufrí en la alcaldía

falso populismo sin cintura

procesión y peña en la noche fría

 

Llena pues de palabras tu locura

miembros y miembras, tu decías,

tránsfuga de tú idea oscura.”

 

 

Soneto a un bigote

 

“Cierto bigote en forma peregrina

se metió a gobernar siendo pepero

y muchos mangantes lleváronse dinero

y en Génova se les dio la disciplina.

 

Buscose botella tonta, tontina

y en las Azores hizo de barbero

buscando armas siendo herrero

y hablando tejano en la cocina.

 

A “destrucción masiva”  llega

este  metro y medio, guerrero

Sinvergüeza,  justamente vano,

 

que en oro engasta, tanta ignominia,

Rato y Faes a  donde pega:

que tanto roba a castañas y gusanos.”

 

 

 

 

El oro de Montoro.

 

“La llave de la caja por ser más “diestro”,

dieron al tal Cristóbal, y por cercano

amigo de los que evaden por su  mano,

pues le tienen en España por cabestro.

 

Aunque en esto de indultar es el maestro

y de evasores es muy cercano

a Panamá se fue el muy “cristiano”

con las cuentas offshore sin secuestro

 

Pero como nunca hombres han visto:

Un uno por ciento sólo han pagado

marqueses, franquistas y futbolistos.

 

Esta Hacienda es un “cerrado”

donde de los ricos no paga ni  Cristo

y defraudan a casquillo quitado.”

 

 

Soneto a Carajaca

 

“Del derechamiento que padece

De las “conquistas” que presenta,

Del “izquierdismo” que aparenta

Le viene a usted el morro, me parece.

 

Muy menguada, Carajaca, lo que ofrece,

para después tenerse tanto en cuenta,

ni para pretender ser la tormenta

cuando sólo un chorrito le florece.

 

Que usted sabe muy bien doña Susana

a quien apoya con tantas “ganas”

del coro, su partido, iría hasta el caño.

del coro, su partido, iría hasta el caño.

 

Y del caño, quizás, iría hasta el coro,

en un ir y venir, Javier, tesoro,

con Gestoras, con votos y sin  escaños.”

 

 

Anuncios

Acerca de lucasleonsimon

Nací en Córdoba en agosto de 1947 en el seno de una familia republicana, represaliada por el franquismo. A los catorce años comencé a trabajar en la empresa Cenemesa, más tarde Westinghouse y más tarde ABB. Me inicié en el sindicalismo y la política clandestina, al mismo tiempo. Fui concejal del Ayuntamiento de Córdoba entre 1983 y 1987, en el gobierno de Julio Anguita. Desde 1985 he ejercido el periodismo de opinión en medios como Diario 16, Nuevo Diario de Córdoba, La Tribuna, La Información, Diario de Andalucia y Agencia Efe.
Esta entrada fue publicada en Uncategorized. Guarda el enlace permanente.

8 respuestas a Cuatro sonetos para un fin de año.

  1. e dijo:

    Me alegraste la esta noche Lucas y por eso y otras más cosas eres mi mejor amigo del Facebook.

    Te deseo de todo corazón que pases una bonita noche en compañía de tus seres queridos.

    Feliz 2017 que nos traiga justicia paz y que podamos deshacernos de esta carroña infernal.

  2. Eduardo Cerezo dijo:

    Amigo Lucas, al igual que Quevedo, toma clases de esgrima, saca tu acero y arremete contra estos bribones roba-panes.

  3. wordusu dijo:

    “Imagen para un soneto”, ocho años de silenciosa espera.
    Algún día tenía que llegar.
    Un abrazo, Lucas
    http://o-fielato.blogspot.com.es/2009/04/blog-post_23.html

  4. wordusu dijo:

    ¿Qué es lo que haría por aquellos días?

  5. wordusu dijo:

    Acabo de encontrarlo. Tenía como borrador un post que en algún momento debió estar abierto porque incorpora, como comentarios, dos añadidos de información. Sin embargo, ahora, al publicarlo lo hace con fecha de hoy como si nunca lo hubiera estado.

    Levaba por título: “por sus pétalos, que no su olor, las conoceréis.”..
    http://o-fielato.blogspot.com.es/2017/01/por-sus-petalos-que-no-su-olor-las.html

    Era información de Público, junto con mi comentario en el mismo:

    “Por mi parte, comento:
    Comentario por bemsalgado 24/04/2009 @ 09:24

    A la Rosa de Córdoba no la mueve de la Mezquita sumarse ”al caudal” izquierdoso del Guadalquivir, sino incrementar, y asegurarse en tiempos de crisis, sus propios caudales. Igual que a la Rosa del Nervión. Sólo cabe, como siempre ha sido, lamentar que otra rosa se marchite. ”
    El blog estaba clausurado desde el 2-11-2010.
    Pero en honor a tus sonetos de invierno, abriré este olvidado post, para fluya libremente un tiempo el caudalímetro, elemento fundamental en la automoción moderna por si no lo has sufrido.

    Otro abrazo

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s